Cloud hosting: mi experiencia

Tengo algo mas de una década como blogger y a lo largo de ese tiempo he tenido varios proyectos web personales y realizado muchos «experimentos» técnicos con esas páginas.

Durante mis aventuras web he probado un buen número de compañías de web hosting, con diferentes tecnologías, costos, características, tipo de servicio, etc. 

Pero en uno de mis proyectos web, la necesidad de recursos fue especialmente alta por lo que luego de una investigación descubrí y decidí utilizar un tipo de hosting diferente: Cloud Hosting.

¿Qué es el Cloud Hosting?

Segun lo encontrado en mis investigaciones, esta es una plataforma que se ejecuta bajo los llamados server clusters.

Esto significa que el proyecto web no utiliza los recursos de un solo servidor, sino de varios servidores al unísono, distribuyendo la carga de trabajo evitando una sobrecarga en el número de procesos, falta de memoria RAM y espacio en disco o sobre-carga del procesador.

Web Hosting tradicional: mi experiencia

Conforme internet se ha ido expandiendo y la necesidad de una página web se ha hecho algo generalizado, las compañías de web hosting han hecho que sus planes de servicio sean “generosos” en varios aspectos.

Por muchas compañías ofrecen ejemplo espacio en disco ilimitado, cuentas de email por dominio ilimitadas y bases de datos ilimitadas. Todo a un relativo bajo costo.

Pero existen unos pequeños detalles que las compañías de web hosting en su mayoría «olvidan» mencionar, como el CPU Load (Carga del CPU, los Processes (número e procesos) y el Memory Usage (uso de memoria).

El proyecto web que trabajaba en ese momento consumía muchos recursos de servidor, en especial los recursos nombrados en el párrafo anterior. Esto hacía que cada cierto tiempo la web cayera por sobre utilización de recursos en el servidor.

Algo que descubrí al analizar los gráficos de utilización en el cPanel de mi cuenta de hosting.

Encontrando la compañía de web hosting indicada

TMD Hosting. La compañía utilizada para mi proyecto web.

Durante mi investigación noté que este tipo de plataforma de web hosting no es tan común como pensaba y en cuanto a los costos los mismos van de medio a elevado, al menos para alguien con un proyecto web relativamente pequeño.

Pero descubrí una compañía que ofrecía servicio de Cloud Hosting con las dos características principales que buscaba: un costo relativamente bajo y la posibilidad de pago por mes.

No quería estar atado un año por contrato si el servicio no cumplía con mis expectativas.

Experiencia de mi proyecto web bajo Cloud Hosting

Debo decir que desde el primer día, mi proyecto web tuvo mas caídas ¡ni una más!.

Diariamente monitoreaba el desempeño del servicio prestando mucha atención a los tres servicios claves: Carga de CPU (CPU Load), procesos (Processes) y memoria (Memory Usage).

Los valores todos los servicios no solo se mantuvieron bajos, prácticamente no se movían. Durante casi dos años, estos tuvieron un pico máximo de 25% una sola vez y el resto del tiempo el porcentaje se utilización nunca sobrepasó el 3%.

El proyecto web que funcionó bajo esta plataforma tuvo un tráfico medio de entre 500 a 1500 visitas únicas diarias. No podría asegurar cual sería el desempeño en proyectos con un mayor número de visitas pero al menos para mi, este servicio cubrió mis necesidades sin problemas.

Nota: mas allá de haber sido su cliente, no tengo ninguna otra relación la compañía utilizada para ilustrar este artículo. Este escrito en cien por ciento mi experiencia real y esta puede diferir de otros individuos o proyectos web.

Otros artículos de interés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *